De ganar APRUEBO ¿quién redactará la Nueva Constitución? Respuestas.

De ganar APRUEBO ¿quién redactará la Nueva Constitución?

Alternativas:

a) Las personas que hacen desmanes.

b) Las personas que los ciudadanos que votan elijan democráticamente para redactarla.

Respuesta correcta: “b)”

No se confundan, esta Constitución será escrita por quienes los ciudadanos elijan. Cuando terminen ese trabajo seremos nosotros los ciudadanos quienes la aprueben en un segundo plebiscito.

Paradojalmente, la Constitución actual fue impuesta y escrita por personas que mandaron a matar 3000 personas, dejaron 40.000 víctimas, enviaron a miles de personas al exilio, bombardearon la Moneda y cerraron el Congreso. Si hay una Constitución a rechazar por violenta, es la vigente, de 1980.

La alternativa de una Nueva Constitución es un camino en que por medio de la participación, la representación, y el acuerdo, religitimamos y reordenamos el sistema en crisis, para lograr la paz y eliminar las trampas que bloquean las leyes antiabuso y garantizan la corrupción y acumulación de poder en los mismos de siempre.

Las constituciones son contratos sociales, cuando uno participa del contenido, entiende y siente que sus obligaciones de orden son legítimas, lo que permite la paz, ese es el punto del tema constitucional, juntamente con el hecho de que la actual Constitución bloquea las reformas sociales al tener ideología neoliberal, centralista y autoritaria.

De un tiempo a esta parte, y especialmente en marzo y abril, todo acto de violencia real, provocada o por montaje es y seguirá siendo funcional a los intereses del poder político y económico imperante. Solo si entendemos esto no caeremos en la trampa.

Busquen la paz y síganla, esfuércense por su ciudad. El proceso constitucional es la vía pacífica, dialógica, estructural y esencial para los fines de justicia del movimiento que se alzó contra el abuso y la corrupción, y no hay nada más cristiano que razonar y dialogar con tu hermano (Lev 19:17) y alzarse contra la corrupción, el abuso y la opresión (Prov 31:9, Miq 2:1-2). Es un paso necesario, no el único, ni mágico, ni automático, pero central e ineludible para conseguirlo. Los grupos extremistas, tanto de derecha como de izquierda están en contra de este camino, porque eso tienen en común los grandes opuestos del mundo, su radicalidad.

De la capacidad que tengamos para entender esto depende el proceso.

Aprobar, es estar a favor de sentarnos a rayar la cancha del sistema político y económico. Es el camino de la paz, no el de los golpes de Estado, ni el de la violencia.85207188_2656920177740658_8962410558389223424_n.jpg

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s